El violín de Nielsen

El danés Nielsen (1865-1931) es conocido, sobre todo, por sus sinfonías. Menos, por su interesante obra pianística y, de vez en cuando, es llevado a las tablas junto con su ópera Saúl y David.

Sin embargo, su primera querencia musical fue el violín, que le enseñó su padre y luego perfeccionó con un anónimo maestro local. Una de sus primeras labores como compositor fue una sonata para violín y piano, hecha allá por 1880 y que no incorporó a su catálogo. Luego, fueron importantes en su vida creativa tres violinistas que lo estimularon a redactar obras para su instrumento: Henri Marteau, Thorvald Nielsen (que no era su pariente, cabe aclarar) y Emil Télmanyi.

De tales contactos surgieron un concierto para violín y orquesta, las dos sonatas incluidas en el disco recomendado (que datan de 1895 y 1912) y las piezas de bravura que le siguen.

El lenguaje de Nielsen es prudente, centrado en un trabajo de elegantes armonizaciones y un diálogo en contrapunto entre el violín y el piano. Si bien hereda la gran tradición de la sonata romántica, lo hace diluyendo sus certezas de tonalidad en atmósferas que, a menudo, evocan la delicuescencia del impresionismo francés.

En cuanto a los preludios con variaciones y remoquete de presto que le siguen, son pruebas indiscutibles de la erudición nilseniana en cuanto a escritura volinística virtuosa. Exigen a un intérprete brillante y atrevido y Georgios Demertzis lo es de sobra. De otro modo, el fiasco estaría asegurado, porque en materia de tracas solistas no hay términos medios.

Disco recomendado: CARL A. NIELSEN: Sonatas nos. 1 y 2 para violín y piano; Praeludium og Tema med Variationer; Praeludio e Presto / Georgios Demertzis, violín. Maria Asteriadou, piano / BIS / Ref.: BIS 1284 (1 CD) D2

Copyright © Blas Matamoro. Imágenes y notas informativas extraídas de diverdi.com. Este artículo se publica en The Cult por cortesía del autor y de Diverdi. Reservados todos los derechos. 

Blas Matamoro

Ensayista, crítico literario y musical, traductor y novelista, Blas Matamoro es un pensador respetado en todo el ámbito hispanohablante.

Nació en Buenos Aires y reside en Madrid desde 1976. Ha sido corresponsal de La Opinión y La Razón (Buenos Aires), Cuadernos Noventa (Barcelona) y Vuelta (México, bajo la dirección de Octavio Paz).

Dirigió la revista Cuadernos Hispanoamericanos entre 1996 y 2007, y su repertorio de ensayos incluye, entre otros títulos, La ciudad del tango; tango histórico y sociedad (1969), Borges y el juego trascendente (1971), Saint Exupéry: el principito en los infiernos (1979), Saber y literatura: por una epistemología de la crítica literaria (1980), Genio y figura de Victoria Ocampo (1986), Por el camino de Proust (1988), Lecturas americanas (1990), El ballet (1998), Schumann (2000), Rubén Darío (2002), Puesto fronterizo. Estudios sobre la novela familiar del escritor (2003), Lógica de la dispersión o de un saber melancólico (2007), Novela familiar: el universo privado del escritor (Premio Málaga de Ensayo, 2010) y Cuerpo y poder. Variaciones sobre las imposturas reales (2012)

En el campo de la narrativa, es autor de los libros Hijos de ciego (1973), Viaje prohibido (1978), Nieblas (1982), Las tres carabelas (1984), El pasadizo (2007) y Los bigotes de la Gioconda (2012).

Entre sus trabajos más recientes, figuran la traducción, edición y prólogo de Consejos maternales a una reina: Epistolario 1770-1780 (Fórcola, 2011), una selección de la correspondencia entre María Teresa I de Austria y María Antonieta de Francia; la edición de Cartas sobre Luis II de Baviera y Bayreuth (Fórcola, 2013), de Richard Wagner; y la edición de Mi testamento (Fórcola, 2013), de Napoléon Bonaparte. Asimismo, ha publicado el ensayo El amor en la literatura (2015).

En 2010 recibió el Premio ABC Cultural & Ámbito Cultural. 

DECLINACION

logonegrolibros

  • ¿Un país, dos sistemas?
    Escrito por
    ¿Un país, dos sistemas? Cuando se viaja a China, es fácil sorprenderse al ver la mezcla de capitalismo y comunismo. En la revista del avión, los anuncios de coches y hoteles de un lujo casi inconcebible se mezclan con…
  • Quedarse a solas
    Escrito por
    Quedarse a solas Allá por los años sesenta del pasado siglo, los sociólogos pusieron en circulación la fórmula de la muchedumbre solitaria. Evoco el hecho como evoco mi juventud de entonces y la frase de Baudelaire que proponía…
  • Espiar los sueños
    Espiar los sueños En su película Hasta el fin del mundo (1991), Wim Wenders imagina un aparato que permite visualizar lo que otra persona ve o ha visto, incluso sus sueños. Y es que, a diferencia de los impulsos…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • La condesa de Vilches
    Escrito por
    La condesa de Vilches Federico de Madrazo, pintor romántico español, es el autor de uno de mis cuadros favoritos del Museo del Prado, La condesa de Vilches. Un retrato que siempre me fascina, de una de las figuras más destacadas…

Cartelera

Cine clásico

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • "Oxygène" (1976), de Jean-Michel Jarre
    Escrito por
    "Oxygène" (1976), de Jean-Michel Jarre Fue el toque francés en el tiempo de los Correos Cósmicos [Die Kosmischen Kuriere: así se denominó a artistas como Schulze, Sergius Golowin, Wallenstein, Mythos, Popol Vuh y Walter Wegmüller]. Fue también el contacto entre…
  • Anita Baker: "The Songstress" (1987)
    Escrito por
    Anita Baker: "The Songstress" (1987) El primer álbum de Anita Baker llevaba por título The Songstress. Fue editado por primera vez en 1983, y mostró el talento de esta gran vocalista en una serie de baladas, algunas de las cuales…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC