graciasportadadefesq

La década de los ochenta fueron años en los que la ciencia ficción de Hollywood redescubrió el negocio de las secuelas. Superman, Alien y Star Wars prolongaron sus éxitos de los setenta, mientras que Terminator o Regreso al futuro resultaron ser inversiones extraordinariamente rentables que iniciaron sus propias franquicias cinematográficas.

Ricardo Montalbán, a quien buena parte de la audiencia recuerda como el señor Roarke de la teleserie La isla de la fantasía (Fantasy Island, 1978-1984), nos ha dejado para siempre.