El tiempo…

El tiempo… "Cosmos: A Spacetime Odyssey" © Cosmos Studios, Fuzzy Door Productions, Santa Fe Studios, Fox, National Geographic Channel. Reservados todos los derechos.

Todos sabemos instintivamente qué es el tiempo, pero resulta difícil definirlo. Es ya trillado el comentario de San Agustín de Hipona: "Si nadie me pregunta lo sé; pero si trato de explicarlo no lo sé".

Al pensar el tiempo con más profundidad, y a la luz del conocimiento científico y filosófico (sí, también la filosofía produce conocimiento), resulta ser bastante más complicado de lo que parece a primera vista.

Nuestra visión intuitiva es que el tiempo es sólo algo que sucede: el flujo de los eventos, de la vida. Tradicionalmente se le ha comparado con un río que corre incesantemente, y por igual para todos. Esto nos permite medir el cambio (a qué velocidad ocurren los sucesos, en relación con una medida del tiempo) y hablar de simultaneidad: algunas cosas ocurren al mismo tiempo.

Desde esa visión, sus propiedades eran simples: existía el pasado, que era inmutable. Existe el presente, en el que vivimos, y con el que vamos avanzando a través de la "línea" del tiempo. Y ese avance nos saca del pasado para llevarnos al futuro, que existirá conforme vayamos adentrándonos en él. Y el futuro, a diferencia del pasado inalterable, puede ser moldeado —o al menos así lo creemos— por nuestras decisiones presentes. Esa cualidad "borrosa", indefinida, del futuro es la que hace posible nuestro libre albedrío. Toda la física newtoniana se basaba en esta idea del tiempo universalmente válido, que fluye igual para todos, en cualquier lugar (independientemente de que en ciertas circunstancias "parezca" fluir más rápida o más lentamente, como han cantado desde siempre los poetas…).

Pero entonces llegó Einstein. Y con él, el desorden. Porque su teoría de la relatividad, basada en hechos, nos mostró que el tiempo (al igual que el espacio) es, precisamente, relativo. Depende del marco de referencia del observador: de su estado de reposo o movimiento. No existe marco de referencia privilegiado, y hablar de un tiempo universal o incluso de simultaneidad en términos absolutos, se volvió imposible.

Para la relatividad el tiempo es una dimensión, igual que las tres que conforman el espacio (aunque sólo nos podemos mover en él en una dirección). Y esto implica, necesariamente, que el futuro tendría que ser tan fijo e inmodificable como el pasado, mientras que el presente es sólo el punto a través del que estamos pasando en nuestro avance por la dimensión temporal.

Pero si el tiempo no es algo que se crea sobre la marcha, sino que existe como algo fijo, la consecuencia inescapable es que el concepto de libre albedrío, de que tenemos la posibilidad de influir en nuestro destino, se desvanece.

Claro que existe también la posibilidad de que existan múltiples futuros, entre los que podemos elegir con cada acción… pero esa es ya otra historia.

Copyright © Martín Bonfil Olivera. Artículo publicado previamente en "¿Cómo ves?", revista mensual de la Dirección General de Divulgación de la Ciencia de la UNAM, y reproducido en "The Cult" con fines no lucrativos. Reservados todos los derechos.

Martín Bonfil Olivera

Martín Bonfil Olivera, mexicano, es químico farmacéutico biólogo y estudió la maestría en enseñanza e historia de la biología de la Facultad de Ciencias, ambas en la UNAM.

Desde 1990 se ha dedicado a la divulgación de la ciencia por escrito. Colaboró en los proyectos del museo de ciencias Universum y el Museo de la Luz, de la UNAM. Es autor de varios libros de divulgación científica y hasta 2008 fue editor de libros y del boletín El muégano divulgador.

Ha sido  profesor de la Facultad de Ciencias de la UNAM y la Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Ha colaborado regularmente en varias revistas (Milenio, Cambio, Los universitarios) y periódicos (La Jornada, Crónica, Reforma). Actualmente escribe la columna semanal “La ciencia por gusto”, que aparece los miércoles en Milenio Diario (puede consultarse en el blog La Ciencia por Gusto), además de escribir mensualmente la columna “Ojo de mosca” para la revista ¿Cómo ves?

Ha colaborado también en el canal ForoTV y en los programas de radio Imagen en la Ciencia e Imagen Informativa, de Grupo Imagen, Hoy por hoy, de W Radio, y actualmente Ecléctico, en la estación de radio por internet Código Radio, del gobierno del DF, con cápsulas de ciencia.

En 2004 publicó el libro La ciencia por gusto, una invitación a la cultura científica (Paidós). Desde 2013 es miembro del comité editorial de la revista de divulgación científica Hypatia, del Consejo de Ciencia y Tecnología del Estado de Morelos (CCyTEM).

En 2005 recibió la Distinción Universidad Nacional para Jóvenes Académicos en el área de Creación Artística y Extensión de la Cultura.

Ha impartido numerosos cursos de divulgación escrita en casi todos los Estados de la República Mexicana.

Sitio Web: sites.google.com/site/mbonfil/

Social Profiles

logonegrolibros

  • Las reglas del juego en Shakespeare
    Escrito por
    Las reglas del juego en Shakespeare A William Shakespeare los críticos de su época le acusaban de inverosimilitud porque no respetaba la regla de las tres unidades. La regla de las tres unidades exigía que una obra debía desarrollarse en el…
  • ¿Qué es un viejo?
    Escrito por
    ¿Qué es un viejo? Hacia 1900, la esperanza de vida en países como el nuestro, no pasaba de los 45 años. Hoy llega a una media de 80: 83 para las mujeres, 77 para los hombres. El historiador rumano…
  • Las tres ciencias
    Las tres ciencias La ciencia tiene fama de ser complicada. Y lo es. Las teorías científicas, que describen, explican y hasta predicen los fenómenos naturales, constan de complejos modelos matemáticos o conceptuales, muy abstractos y formados…

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • El genoma del abuelo
    El genoma del abuelo En 2008 se publicó una nota curiosa: se secuenció el genoma del anfioxo, un animalito marino, alargado, que vive pegado al fondo arenoso en aguas templadas o tropicales. ¿Cuál es el interés? Aunque se lo describió como…
  • Porque soy una de ellas...
    Escrito por
    Porque soy una de ellas... Pues sí señora. Decía la Woolf, en uno de sus escritos más célebres, que una mujer nacida con un gran talento en el siglo XVI se hubiera enloquecido, se hubiera metido un tiro o hubiera…

Cartelera

Cine clásico

  • "Lemmy contra Alphaville" (1965)
    Escrito por
    "Lemmy contra Alphaville" (1965) Dirigida por Jean-Luc Godard y protagonizada por Eddie Constantine, Anna Karina y Akim Tamiroff, Alphaville es una cinta sagrada dentro de la mitología de los críticos de cine. Sin embargo, al revisarla uno siente que…

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • "Perdidos en el espacio" (1965)
    "Perdidos en el espacio" (1965) Hay una ironía implícita en ciertos títulos, como el de esta serie norteamericana. Durante su emisión inicial, que constó de tres temporadas con un total de 83 episodios, fueron alternándose diversos grados de éxito y…

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • Lou Marini: el saxo y las estrellas
    Escrito por
    Lou Marini: el saxo y las estrellas Starmaker (BluJazz, 2012) es el tercer álbum en solitario del saxofonista de Ohio Lou Marini después de Lou's Blues (2004) y Highly Classified (2010). Se trata de un maravilloso disco que comienza con el tema que…
  • La prehistoria de Tchaikovski
    Escrito por
    La prehistoria de Tchaikovski Nada pacíficos fueron los comienzos del operista Tchaikovski. La guerra del caso era íntima y hace a su prehistoria como artista, ya que no como compositor. En efecto, su primera ópera, El voivoda, fue repudiada…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC

logonegrofuturo2

Petar Milošević, CC